Historia del Castillo de Bendinat
Bendinat es una antigua alquería islámica, documentada en el siglo XIII con el nombre Bendinex.

Su significado podría ser traducido como ‘hijo del barbilampiño’; la partícula ‘ben’, como ‘bini’ nos indicaría una alquería de tipo clánico. A modo de etimología popular, y sin mucho fundamento histórico, la leyenda quiere hacer creer que el rey Don Jaime, en plena campaña de conquista de Mallorca, se pronunció la frase “Be hem dinat” (“hemos comido bien”). Más probablemente, el rey cenó por estos ruedos, concretamente en la tienda de Oliver de Térmens, como nos indica la Crónica o Llibre dels Feits del Rey Don Jaime.

Castillo de Bendinat, MallorcaDesde el siglo XV la posesión era propiedad de la familia Burgues. Según una cita documental del año 1590, entonces Isabel Burgues, cónyuge del señor Bernat de Boixadors, cabrevó la alquería de Bendinat y la montaña hoy llamada Na Burguesa, que recientemente había sido agregada a la posesión.

En el siglo XVII, el año 1.666 Jerónimo de Salas y de Verí ganó la heredad de los Burgues. En esta época era una posesión importante en cuanto a producción agrícola, pero sólo tenía unas rústicas casas y dependencias campesinas.

Castillo de Bendinat, MallorcaLa finca de Bendinat pasó a los Caro en 1850, marqueses de la Romana, donde en 1855 heredó la finca Pedro Caro Álvarez de Toledo, V marqués de La Romana (que adoptó el nombre de Maza de Lizana para acceder a la herencia de un importante mayorazgo peninsular), casado con la aristócrata húngara Elisabeth Szécsény Zichy-Ferraris. Este matrimonio fue el patrocinador del castillo neogótico de Bendinat.

En 1876, pasó a Juana-Adelaida Dameto y de Verí. En la fecha de la transacción, la finca tenía 2.800 cuarteradas de extensión se escrituró por un valor de 123.000 libras. Después correspondió a José Despuig y González de Valbuena.

En 2005 los Truyols vendieron la finca a la Fundación Astroc, que ha impulsado actividades culturales.

Descripción
Las casas señoriales de la posesión de Bendinat son conocidas con el nombre de Castillo de Bendinat, ya que configuran una singular residencia de tipología historicista neogótica, a la manera de un castillo de raíces medievales. Tiene planta rectangular, con cuatro torres angulares y dos plantas de alzada.

El portal central conduce a una sala ornamentada por una gran chimenea neogótica. En el antiguo comedor con portal neogótico, hay tapices murales fechados en 1883 y 1884, muestran escenas medievales.

tapices murales, Castillo de BendinatLa sala de la derecha de la fachada comunica con un portal neogótico que conduce a la escalera de los señores. El primer piso tiene acceso por un portal con el escudo de los Burgues ornamentado con uvas. Sigue una sala de damasco rojo y la galería del patio, con barandilla de paneles calados y estructura de metal y vigas. En la sala-tribuna que comunica con la capilla, los señores podían oír misa.

Castillo de Bendinat

Nuevamente en la planta baja, el patio interior tiene planta rectangular, aparece rodeado de una galería de 28 arcos apuntados. La entrada ancha, tiene la particularidad de no contar con pilar, ya que los dos arcos centrales confluyen en una concha acabada en ménsula.

La fachada norte muestra en el centro un portal apuntado con el escudo de los Truyols, que constituye la entrada grande al patio.

La torre noreste presenta un arco apuntado que sirve de portal de la capilla.

El interior de la capilla es de dos tramos de bóveda de arista y presbiterio poligonal, actualmente no hay retablo ni imagen religiosa. En el lateral del Evangelio, destaca un vitral con motivos heráldicos.

almazara, Castillo de Bendinat

En el lado noreste del castillo, se sitúan las casas campesinas tradicionales de planta cuadrangular y portal con arco rebajado. El patio es de gran simetría, con suelo empedrado y con tres arcos rebajados. La cocina, una estancia rectangular de grandes dimensiones, con la mesa de los mensajes, y una gran campana, con el hogar central. Al fondo de la cocina, está la almazara, que tiene cubierta de una vertiente.

En los jardines, encontramos una gran pérgola, una fuentecilla, cactus, grandes ficus, varias palmeras y una galería de tres arcos, de ambientación neobarroca.

Cocina, Castillo de Bendinat
Castillo de Bendinat, Mallorca